CHALLÚ: «LOS ACUERDOS DE PRECIOS AGRAVAN LA SITUACIÓN CRÍTICA ACTUAL, PORQUE EL DIAGNÓSTICO ESTÁ EQUIVOCADO»

En ese sentido, indicó que la administración macrista «se apresta a dar un manotazo de ahogado, haciendo lo que antes de asumir calificaban como medidas populistas», pero aclaró que en este caso no es una determinación acertada.

El titular del Consejo de Empresarios Nacionales afirmó además que «los actuales aumentos de precios no responden a actitudes especulativas ni a desacertadas expectativas inflacionarias», ya que «hoy se producen cierres masivos de comercios, pymes y empresas grandes, y es indudable que las pérdidas generalizadas se dan en todos los ámbitos de la economía».

Challú, quien además integra el Consejo Económico del PJ, enfatizó que «en medio de un mercado de recesión profunda, las empresas se enfrentan a un dilema de imposible resolución: frente al incremento de sus costos, producto de las decisiones del Gobierno sobre tarifas, energía e, indirectamente, la tasa de interés y el tipo de cambio, si no adecuan los precios a los costos, terminan sufriendo pérdidas significativas igual, porque la demanda no reacciona en igual medida».

«Pero por otro lado, si trasladan todos los costos a los precios, agravan y profundizan la caída de la demanda», añadió.

El economista destacó que, de este modo, «el resultado es la inviabilidad de la actividad y crecientes pérdidas patrimoniales».

Por otra parte, el ex secretario de Comercio Interior destacó que «sin duda los acuerdos de precios van a agravar esta situación, las empresas, por un lado, deberán aumentar en mayor proporción los productos que no ingresaron en los programas de acuerdos, y por el otro, al afectarse los mercados de insumos, verán afectada aun más su capacidad para enfrentar el mercado recesivo».

Por último, Challú planteó que «habrá que ver cómo reaccionarán los mercados ante este cambio y consecuente pérdida de identidad del Gobierno, que verá afectada su coherencia y credibilidad, aumentándose así las dificultades de financiamiento y la volatilidad del mercado cambiario».