FEB y Suteba afirmaron que hasta hoy no recibieron ninguna notificación de una nueva convocatoria del gobierno de Vidal

La Federación de Educadores Bonaerenses (FEB) y el Sindicato Único de Trabajadores de la Educación (Suteba) afirmaron que hasta hoy no recibieron ninguna notificación de una nueva convocatoria del gobierno de María Eugenia Vidal para continuar con la discusión sobre el aumento salarial, y advirtieron que esperan una mejora en la propuesta, ya que consideran que “la situación económica de la Provincia” es distinta a la de otros años.

“Esperamos que haya realmente una nueva propuesta que sea puesta a consideración”, dijo hoy en declaraciones a Télam Mirta Petrocini, presidenta de la FEB, quien adelantó que si bien esta tarde hay reuniones con el gobierno por temas curriculares, la reunión por las paritarias sería el próximo viernes aunque aclaró que, hasta este mediodía, no había llegado ninguna notificación ni llamado oficial.

“Este es el mismo escenario de todos los años, hay un paredón en términos presupuestarios, aunque creemos que la Provincia hoy está en otra situación económica”, agregó la dirigente, en referencia a la compensación que Vidal obtuvo del Gobierno nacional para que retirara su reclamo judicial por el Fondo del Conurbano, que desde 1995 se destinaba mayoritariamente a otros distritos.

Ayer, en declaraciones a la prensa, el ministro de Economía bonaerense, Hernán Lacunza, había remarcado sin embargo que “la Provincia tiene un déficit de 30.000 millones de pesos” y agregó que esa información “es pública”.

“No estamos especulando cuando decimos que no hay un excedente para poder hacer ofertas superiores a los maestros”, aseguró el ministro al cumplirse ayer la segunda y última jornada del paro docente de 48 horas.

Por su lado, desde Suteba también negaron haber recibido notificación para asistir a la negociación paritaria, aunque reconocieron a Tèlam que “sería muy auspiciosa una reunión esta semana”.

Los gremios docentes bonaerenses rechazaron el miércoles pasado una oferta salarial del gobierno de Vidal, que proponía el 15 por ciento de aumento a percibir en enero, mayo y septiembre, con la novedad de la inclusión de una cláusula de revisión, para monitorear la inflación en octubre próximo.