LA JUSTICIA LE CONCEDIÓ LA PRISIÓN DOMICILIARIA AL EMPRESARIO GERARDO FERREYRA

La Cámara Federal le otorgó hoy la prisión domiciliaria al empresario de Electroingenieria Gerardo Ferreyra, quien estaba preso en el penal de Ezeiza procesado con prisión preventiva en el marco de la causa por los cuadernos de las coimas a funcionarios durante el kirchnerismo.

Lo decidieron los jueces Pablo Bertuzzi y Leopoldo Bruglia, integrantes de la Sala I, quienes hicieron lugar al pedido de la defensa por los problema de salud que tiene el empresario.

El Tribunal denegó la excarcelación de Ferreyra, pero le concedió la domiciliaria y dispuso la colocación de una pulsera electrónica y GPS.

Ferreyra está detenido desde agosto pasado y nunca se convirtió en arrepentido, ya que negó haber entregado sobornos a cambio de un beneficio.

“Comencé a hacer aportes dinerarios, con mis recursos, sin implicar a la compañía y sin que proviniesen de un sobreprecio de la obra pública. Ello fue así por mi formación y valores, que es antagónico a dar un sobreprecio y sacárselo a la educación, la salud y la inversión del Estado”, expuso Ferreyra.