Máquinas inteligentes: ¿Innovación al servicio del agro?

La inteligencia artificial, el Big Data y el Machine Learning son tecnologías que ganan terreno y generan un cambio de paradigma que divide opiniones. El debate está abierto y los expertos se reunirán en un ciclo de charlas organizado por el INTA y el INTAL-BID.

Los especialistas coinciden en que estamos frente a la 4.° Revolución Industrial y enfatizan la idea de una creciente digitalización con herramientas como de la inteligencia artificial, el Big Data y el Machine Learning. Frente a este cambio de paradigma se dividen las opiniones.

De un lado, están quienes defienden los beneficios que aporta una inteligencia superior para facilitar la toma de decisiones estratégicas. Del otro, los que alertan sobre el riesgo de un desempleo generalizado causado por la automatización de los puestos de trabajo. El debate está abierto y los expertos se reunirán en un ciclo de charlas-debate organizado por el Instituto para la Integración de América Latina y el Caribe (INTAL), del Sector de Integración y Comercio del BID y el INTA el próximo 12 de julio en el barrio porteño de San Telmo.

Kevin LaGrandeur –profesor del Instituto Tecnológico de Nueva York (NYIT) y uno de los expositores del encuentro–, escribió en su libro “Sobrevivir a la Era de la Máquina” que “según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OECD), la automatización de algunas tareas en un trabajo no conduce necesariamente a la automatización de todo el trabajo”.

Sin embargo, también aludió en su libro a una estimación realizada por la empresa de investigación tecnológica Gartner que predijo que “los robots y las máquinas inteligentes reemplazarían un tercio de los trabajos de Estados Unidos para 2025”.

En la misma línea, otros economistas y expertos, a los que hace referencia LaGrandeur, señalan que cada vez hay menos habilidades humanas capaces de ser realizadas de un modo más económico y eficiente que las ejecutadas por las máquinas.

En contraposición con estas ideas, Federico Marty –responsable de la plataforma global de datos e Inteligencia Artificial de Microsoft Argentina y participante de la charla-debate– fue contundente y aseguró: “Las máquinas, por sí solas, no saben nada. Aprenden lo que les enseñamos y, gracias a eso, van ´entendiendo´ comportamientos para predecir inconvenientes o necesidades que facilitan el proceso de toma de decisiones”.

Para Marty es simple: La IA llegó para asistir los procesos actuales, no para reemplazarlos. “No creo en la necesidad de que las máquinas sustituyan el conocimiento y la experiencia de quienes las manejan, sino más bien en el acompañamiento que pueden darnos a fin de facilitarnos las tareas”, sentenció.

A favor de esto, LaGrandeur se mostró esperanzado al asegurar que “la historia muestra que las revoluciones industriales engendran una gran cantidad de nuevos empleos que evolucionan desde la base de la revolución misma, de la tecnología que lo causó. Esperamos que esta tendencia histórica continúe”.