Menéndez se suma a la juntada de firmas contra la reforma previsional

El PJ bonaerense -comandado por el intendente de Merlo, Gustavo Menéndez- se sumó a la iniciativa impulsada por Unidad Ciudadana, frente que lidera la ex presidenta y actual senadora nacional Cristina Kirchner, para juntar un millón de firmas contra la reforma previsional.

“El Partido Justicialista de la provincia de Buenos Aires participará de la convocatoria”, cuyo objetivo es “juntar un millón de firmas para derogar la reforma previsional”, sancionada a mediados de diciembre, dice el mensaje difundido a través de las redes sociales.

El PJ bonaerense publicó en la página de Facebook “Unidad Peronista” el mensaje en el que “invita a todos los compañeros a descargar la planilla para juntar firmas”, y adjuntó el link desde donde los militantes pueden imprimir las planillas en blanco.

Además, aclaró que una vez completadas las planillas de firmas, deberán ser llevadas a la sede partidaria de cada localidad para que, luego, el presidente del PJ local las entregue en la sede nacional de la calle Matheu 130, donde concentrarán la recepción de planillas a nivel provincial.

Por su parte, Unidad Ciudadana publicó el link para bajar las planillas en la página web del Instituto Patria, que será además el lugar en el que se concentrará la recolección de las mismas.

“Unite para #FrenarElSaqueo; #NoALaReformaPrevisional”, son los hashtag elegidos por el Frente liderado por Cristina Kirchner.

“#NoalaReformaPrevisional, #Devosdepende, #Tufirmaayuda”, son los hashtag elegidos por Menéndez.
La iniciativa consta de tres artículos que, de juntar un millón de firmas, señalan que se deberá tratar la derogación de la ley 27.426 y “sus normas reglamentarias”, al tiempo que solicita al Congreso a “dictar una nueva norma”.

Antes de ser firmadas, las planillas se pueden fotocopiar. Todas las firmas deben ser originales, con nombre y DNI. Todas hojas firmadas deben tener el texto de la iniciativa para que puedan ser consideradas válidas.
No pueden firmarse online ni tampoco escanearse las planillas con las firmas para mandarlas por mail.