UTA SE DECLARÓ EN “ALERTA NACIONAL” PARA RECLAMAR LA REAPERTURA DE PARITARIAS: PODRÍA REALIZAR MEDIDAS DE FUERZA

La Unión Tranviarios Automotor (UTA) declaró  el estado de “alerta nacional” por la negativa de las empresas de micros de larga distancia a reabrir las negociaciones paritarias.

“Cuestionamos la total falta de sensibilidad por parte sector empresario, y su persistente negativa a reabrir la discusión por un acuerdo lógico de recomposición salarial”, dijo el gremio en un comunicado firmado por Mario Calegari, secretario de prensa del gremio.

La UTA considera que ante la situación económica actual ya “se hace imposible” para los trabajadores sostener a sus familias con la dignidad que se merecen”, por lo que pidió formalmente que se vuelva a discutir sobre salarios.

“Advertimos que de persistir esta situación la semana próxima podrían decidirse medidas de fuerza que afectarán los servicios de transporte en todo el país”, dijo la UTA.

El gremio que lidera Roberto Fernández había cerrado en marzo un aumento salarial nominal del 15 por ciento en tres cuotas, a pagarse en abril, septiembre y enero de 2019, con una cláusula de revisión en octubre.

A fines de julio, el gremio volvió a negociar con las empresas y logró un 10,5 por ciento más tras la reapertura de las paritarias provocada por la escalada inflacionaria posterior a la devaluación de mayo y junio.

Pero la situación económica fue empeorando, la devaluación se profundizó en agosto y hubo un nuevo traspaso a precios, por lo que ahora la UTA reclama reabrir las negociaciones paritarias.

El gremio de los choferes de micros no es el único que pretende una reapertura de las discusiones salariales por el fuerte impacto que significó la escalada del dólar.

Tres gremios del sector ferroviario reclamaron reabrir las negociaciones y una actitud similar adoptarían SMATA y Luz y Fuerza.

Dentro del sector de los estatales, uno de los conflictos más duros es el que vienen llevando adelante los docentes bonaerenses.